El mundo digital es hoy un espacio de encuentro con nuestros contemporáneos y una oportunidad para que las relaciones entre nosotras se fortalezcan. Como educadoras, sentimos la necesidad de entrar en este espacio nuevo,  en sus medios, sus lenguajes, sus posibilidades… pese a algunas resistencias y dificultades.

En mi circular nº 2 a toda la Congregación os decía:

“La comunicación de noticias ayudará mucho para conservar la Congregación en su buen ser (CFI 326), “porque así, sabiendo en cada parte lo que ocurre en las demás, pueda servir a todas de consuelo, edificación y progreso en la caridad mutua(CFI 236).  

Este es el sentido espiritual y universal de nuestras comunicaciones, así nos ayudaremos a permanecer en nuestro buen ser y cuidaremos nuestro modo de proceder en un Cuerpo que hoy va siendo cada vez más pequeño, pero que, al mismo tiempo, está muy disperso en diferentes países.

Las Directrices y Normas Complementarias nos recuerdan que nuestra unión se realiza en el pluralismo y “exige de nosotras que acentuemos las actitudes de comunicación, diálogo e interés efectivo hacia todas las Hijas de Jesús” (DNC 151 y 154).

Además de otros medios, utilicemos esta web, las webs provinciales y las redes sociales oficiales y personales para ser testigos de lo que Dios hace allá donde estamos. Somos para  “para ir y anunciar”. Seamos “narradoras” de lo que vivimos y experimentamos. 

Graciela Francovig, Superiora General

 

0
0
0
s2sdefault