Desde el 17 de noviembre hasta el 29 de diciembre, la Superiora general continuará la visita canónica a la Provincia de España-Italia. 

La comenzó el pasado 1 de octubre en la comunidad de Roma, visitando a las hermanas en Caivano y en la misma ciudad de Roma, en la Casa Regina Pacis. En España, comenzará por las comunidades menos conocidas para ella y algunas que tienen diversidad de presencias.

Pero... ¿Qué es una visita canónica? ¿Para qué sirve? ¿A quién se visita? ¿Qué se hace?

Según el  Diccionario básico de Derecho Canónico on line, es un instrumento de carácter jurídico y pastoral, que permite al superior eclesiástico ejercer el derecho y cumplir la obligación de acceder a las instituciones, lugares, personas, cosas, etc. que se encuentran sometidas a su jurisdicción, para comprobar que se vive la comunión y se cuida el fin al que tiende toda la actividad pastoral que depende de él.

El nº 232 de nuestras Constituciones dice: "Ayudará igualmente que visite a las Hermanas y comunidades en los lugares donde éstas viven y trabajan, al menos una vez cada seis años...".

Así lo explica Graciela en una carta a la Provincia: "Se trata de un encuentro, conocimiento mutuo, diálogo, expresión de deseos, de necesidades... Es una experiencia de fe, en la que todas salimos confirmadas en nuestra vocación. Mi gran deseo y principal objetivo en esta visita es ESCUCHAR y CONOCER".

En cada lugar, la Superiora general tendrá una entrevista con cada hermana y, luego, una reunión con la comunidad.

Graciela en esta ocasión da orientaciones que ayudan a preparar la entrevista personal. Versará sobre "aquello que quiero comunicar o manifestar a la Superiora general sobre dos temas concretos:

- ¿Cómo estoy, cómo está mi persona de Hija de Jesús, cómo vivo mi vocación en este momento de mi vida?

- ¿Qué deseo en la Congregación, cómo siento a la Congregación?"

Desea Graciela centrar la conversación, pero "lo más importante es que juntas nos abramos al Espíritu y que todo vaya confluyendo como Él lo disponga".

Nuestra Superiora general se ha visto obligada a posponer las visitas canónicas durante su sexenio por estos casi dos años de pandemia. Por eso expresa con alegría: "Estoy segura de que en esta ocasión conoceré a muchas hermanas y eso me da gran alegría. ¡No pueden hacer una idea de cuánta!".

Visitará Sevilla, Granada, Almería, Galicia, Segovia, Salamanca (donde participará en la clausura del Año jubilar), Medina del Campo, Valladolid y parte de Madrid. A partir de mediados de febrero continuará sus viajes a las demás comunidades y obras de la Provincia.

Pedimos para Graciela y las hermanas de esta parte de la Congregación la gracia de acoger al Señor que llega de muchas maneras a nuestra vida, y ahora lo hace así.

¡Buona visita canonica, Graciela!

0
0
0
s2sdefault