El pasado 8 de septiembre, fiesta de la Natividad de María, fue un día muy especial para nuestra Congregación, varias Hijas de Jesús celebraron diferentes etapas de su vida religiosa: 

En Bangladesh, Chondira Mrong de Bhalukapara y Moutushi Chambugong de Pirgacha ingresaron al Postulantado en la congregación de las Hijas de Jesús de la región.

La celebración se llevó a cabo en la capilla de la residencia y fue retransmitida vía Zoom para que las hermanas, amigos de las diferentes comunidades y centros de la Provincia Índico-Pacífico pudieran acompañarlas. Las dos postulantes rezaron ante la estatua de la Virgen y leyeron su oración de ofrenda y gratitud por el don de su vocación.

Para finalizar la ceremonia, Emelinda Falsis, la Superiora Provincial que se encuentra actualmente de visita canónica en Japón, dirigió unas palabras a las nuevas postulantes.

La comunidad de Bangladesh está muy agradecida al Señor y a la Virgen por conceder a las dos jóvenes este precioso don de su vocación; y oran para que muchas más mujeres se unan a la Congregación para trabajar en la viña del Señor.

   

En España, seis hermanas celebraron sus bodas de oro, medio siglo de vida dedicada a Dios y a los demás en nuestra Congregación.

¡Gracias y felicidades, Sagrario de Andrés (Coruña), Basilisa Jiménez (Orcasur-Madrid), Ana Mª Jódar (Orcasur-Madrid)Julia Martín (Donosti, enfermería), Clara Pérez (Burgos), Mercedes Vilas (Montellano-Salamanca), por seguir siempre haciendo el bien al estilo de Jesús!

  

Por último, el mismo 8 de septiembre, día en que la Iglesia Argentina celebra el día de la Vida Consagrada, las Hijas de Jesús de la casa de Córdoba y la comunidad del Noviciado Internacional (Córdoba - Argentina) acompañaron la primera profesión de Cintia Malaquías. La celebración estuvo presidida por Alfonso Gómez sj. La Superiora provincial, Dayse Agretti, recibió los votos de nuestra hermana. 

Cintia es brasileña, oriunda de Belo Horizonte - Mina Gerais, y pertenece a la Provincia de Brasil-CaribeContinuará su primera etapa de juniorado en la comunidad de Córdoba – Villa Ocampo, residiendo en Córdoba y completando allí su formación teológica.

Su comunidad se alegra por este paso en su camino y se compromete a orar por su vocación. A este compromiso y alegría nos unimos todas las Hijas de Jesús

                                                                           
                                       

Como diría la Madre Cándida: ¡Bendito sea Dios para siempre!

0
0
0
s2sdefault