loader image

Taiwán

Sacamos lo mejor de cada persona, en un lugar de gran diversidad y diferentes culturas. Nos sentimos hermanas en el mundo.

Taiwán es un lugar que respeta la diversidad y acepta las diferentes culturas, todos somos hermanos en el mundo. Hoy en día conviven aborígenes, el pueblo Minnan, el Hakka y los “nuevos inmigrantes”, formando así el multiculturalismo de Taiwán que a veces conlleva a una crisis de identidad para la nueva generación.

La lealtad, la piedad filial, la benevolencia y el amor de esta cultura se entrelazan con el amor filial, la amistad y el coraje del carisma de la Madre Cándida.

Las Hijas de Jesús en Taiwán despertamos a Jesús en el corazón, sacando lo mejor de las personas con nuestra presencia en colegios, universidades y grupos parroquiales, desde la pureza y la sencillez. Nuestro trato cálido y entusiasta nos lleva a dar con alegría sin miedo a la dificultad en el trabajo. 

Chutung

Con una comunidad

Taipéi

En una comunidad con dos casas: Casa María Antonia en Xinzhuang y Casa Santa Cándida María de Jesús en Neihu

¿Hablamos?

7 + 6 =